Sudor masculino emana el aroma de la excitación

31ht_sweating_hotEl sudor masculino huele diferente cuando están excitados sexualmente, y las mujeres pueden detectar la diferencia, aunque no están conscientes de ello, arroja un nuevo estudio.

La actividad sexual de los animales es afectada por el olor, pero poco se sabe acerca del fenómeno en los humanos. Aunque los tres tipos de glándulas sudoríparas responden a las emociones y a la excitación sexual, nadie ha establecido de manera convincente que el olor del cuerpo juegue un papel significativo en las relaciones sexuales o en la reproducción humanas.

Las personas afirman que los aromas del cuerpo son importantes al seleccionar una pareja”, dijo Denise Chen, autora principal del estudio. “Pero en realidad no sabemos con exactitud qué papel juegan los olores del cuerpo en la sexualidad humana”.

El reporte, publicado en la edición 1 de enero de la publicación The Journal of Neuroscience, sugiere que las mujeres distinguen el aroma del sudor sexual del sudor neutral al procesar los olores en diferentes partes del cerebro.

Los investigadores hicieron que 20 voluntarios masculinos heterosexuales sostuvieran toallas absorbentes en sus axilas mientras miraban 20 minutos de una película erótica, y de nuevo cuando veían una película de 20 minutos con contenido neutral. Luego, hicieron que 19 mujeres heterosexuales olieran las toallas con el olor sexual y con el olor neutral de los tres hombres que reportaron el nivel más alto de excitación sexual.

Las mujeres también olieron dos toallas adicionales, una humedecida con androstadienona, hormona producida naturalmente en el sudor, y la otra una toalla de control con un ligero olor neutral. Las toallas fueron presentadas al azar, y se les pidió a las mujeres que calificaran lo agradable y la intensidad de los olores. Mientras las mujeres olían, los investigadores monitoreaban su actividad cerebral con imágenes de resonancia magnética funcional.

En sus respuestas verbales, todas, salvo dos de las participantes, negaron detectar sudor alguno, o algo humano, y ninguna distinguió verbalmente el sudor sexual del neutral. Pero su actividad cerebral contó una historia diferente.

Dos regiones del cerebro, la corteza orbitofrontal derecha y la región fusiforme derecha, respondieron mucho más al sudor sexual de los hombres que a cualquiera de los otros olores.

Chen, profesora de psicología en la Universidad Rice, dijo que sólo se sabe de una zona del cerebro, el hipotálamo, que es importante en la motivación y la conducta sexual, y esa región no respondió a los olores.

Pero ningún hombre debe creer, basado en estas conclusiones, que puede de mejorar su vida sexual dejando de bañarse.

Nicholas Bakalar | New York Times

Leave a Reply

%d bloggers like this: